“Se triunfa con lo que se aprende”

moda y comunicacion

Hace mucho tiempo, exactamente desde el 2009, tenía ganas de hablar sobre moda. Era un ámbito que me enganchaba, no únicamente porque a nivel personal fuera una fashionista nata y siguiera fielmente las tendencias del mercado, sino porque lo consideraba (y considero) una de las expresiones artísticas más importantes del siglo XX y XXI. La moda, entendida como el conjunto de tendencias en el vestir, pero también en el estilo de vida o en el comportamiento de un conjunto de personas, viene a determinar realidades que van mucho más allá de la compra de un vestido en Gucci, Asos o Zara. También se trata de un fenómeno social, económico e incluso político que no podemos obviar.

Mango y Desigual anunciaban casi de manera sincronizada en las últimas semanas, una nueva estrategia de negocio. Siguiendo los pasos del gigante creado por Amancio Ortega en el siglo XX, el ‘fast fashion’ o ‘ready to wear’ contribuirá una vez más a esa llamada “democratización de la moda” en la que España y su industria texil han jugado un papel esencial.

Vivimos en un momento de cambios, los de la alta costura francesa resistiendo a bajarse de su pulcro trono limitado a la élite (pese a ser más que evidente la falta de rentabilidad de este sistema); el de otras compañías del lujo en general tratando de acceder a las nuevas generaciones en busca de un lujo aspiracional (los conocidos millenials); el de las empesas del ‘fast fashion’ y el ‘ready to wear’ copiando las tendencias marcadas por las prestigiosas pasarelas de París, Londres o Nueva York y haciéndolo cinco meses antes de que éstas últimas consigan comercializar sus prendas; y en conclusión, una ‘new economy’ en la que como ocurre con Internet, prima la inmediatez a todos los niveles.

Todos estos fenómenos sumados a los sociales, económicos y políticos que comentaba anteriormente y que determinan diferentes realidades en cada mercado, viven ahora su momento más culminante. Por ello, las marcas más que nunca deben trabajar en estrategias de comunicación mucho más efectivas. Las redes sociales, el marketing de contenidos, la relación con influencers y el branding en general son las fórmulas idóneas para navegar en medio de este océano inundado de competidores y en el que remar hacia la orilla del consumidor y hacerlo los primeros es la clave para triunfar.

Como decía, desde 2009 cuando abrí mi primer blog sobre moda (www.keselleva.com), estuve enganchada a este sector. Sin embargo, nunca encontré la manera de poder expresarlo en mi propia bitácora digital y sinceramente, nunca me vi poniendo morritos con diferentes estilismos frente a una cámara… Hoy arranco una nueva aventura en Fashion Techy. La dirección que ha dado mi vida profesional me ofrece ahora la oportunidad de contar todo lo que aprenda de este sector y de algún modo mantengo en mi cabeza esa frase célebre de Coco Chanel que dijo “Solo se triunfa con lo que se aprende”.

Bienvenidos a Fashion Techy.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *